Algunos vehículos son adquiridos de oportunidad baratos en EU, sin embargo esto lo disipa la lista de Precios Estimados que aplica el SAT.

Con “lista negra” el SAT para importación de autos

 

                                               Por Javier Claudio            

 

            La integración de una “lista negra” del Servicio de Administración Tributaria (SAT) aparece convertida como el freno más efectivo para contener la alta demanda de importación de vehículos, al mostrar cifras de impuestos estratosféricos.

            “El peor problema en la importación de vehículos es la lista negra de precios estimados que aplica el SAT, al incrementar sobre manera los costos de las unidades motrices y desalentar este tipo de compras al extranjero, expresó Roberto Hierro Mendoza.

            El presidente de la Asociación de Comerciantes en Autos Usados, declaró que la lista de precios estimados que creó y maneja el Servicio de Administración Tributaria (SAT) vino a suplir el “Libro Amarillo de Texas” o el valor factura, que por igual contenía los precios, pero razonados.

            “Es obvio que la adquisición de un vehículo siempre se busque sea barato, pero resulta que si se logró alguna unidad en dos mil dólares, la Aduana busca dicha unidad en los precio del listado de Precios Estimados para procesarlo y lo va encontrar en un 30, 40 y hasta un 70 por ciento por encima de lo que realmente costó o marca el valor factura”, comentó.

Mencionó que lo más difícil de la situación resulta cuando algún familiar en Estados Unidos regala o vende sumamente barato al importador algún vehículo y sin embargo esto no será considerado pues tendrán que pagar sobre lo que marque la Lista de Precios Estimados.

            “Una acción perversa, debido a que tanto los impuestos son relativamente accesibles, pues para hacer fronteriza una unidad motriz apenas se paga el uno por ciento, en tanto que para nacionalizarla se paga el 10 por ciento de IVA y lo caro es el precio estimado del vehículo, que es lo que se va a calcular todo pago de impuesto”, asentó.

            Mencionó Hierro Mendoza que desde el 2006 fue desechado el Libro Amarillo para la importación vehicular, lo que por consecuencia contrajo estas operaciones con la aplicación de la Lista de Precios Estimados debido al estratosférico costo que ahí aparecen.

            Sin embargo el presidente de la Asociación de Vendedores de Autos Usados, admitió que hubo mucho abuso con la subfacturación del valor factura así como en el Libro Amarillo, donde marcaba un precio el costo del vehículo a importar y engañosamente se tasaba en menos para eludir pago de impuestos.