En la página del SAT, en el sitio del SOIA todo propietario de vehículo puede verificar si la importación de su vehículo fue debidamente legal.

Importaciones pueden ser verificadas por el usuario

 

                                                Por Javier Claudio

 

            La asesoría legal como acción inmediata ante cualquier duda sobre lo que marca la ley, fue citada por el abogado Manuel Galván Almendárez, con relación a la sigilosa campaña de decomiso de vehículos que realiza la Aduana de Nuevo Laredo a través del Servicio de Administración Tributaria (SAT).

            El integrante de la directiva de Federación Mexicana de Colegios de Abogados, señaló que si bien la Aduana argumenta que esta requisición de autos desprende de la irregularidad con que se procedió en su importación a través de los distintos amparos federales que aparecieron hace poco más de cinco años, el propietario de la unidad tiene como defensa inmediata verificar el estado en que tramitó la nacionalización.

            Hizo saber que el usuario puede ingresar a la página del SAT para realizar una consulta en el sitio denominado Sistema de Operación Integral Aduanera (SOIA) donde aparecen enlistadas las actividades de importación.

El SOIA es mediante el cual los Importadores y Exportadores, Agentes y Apoderados Aduanales, Recintos Fiscalizados, Almacenes Generales de Depósito, Agentes Navieros, Empresas Transportistas, Empresas SAIT, Empresas Ferroviarias, Prevalidadores y usuarios autorizados de las Secretarías de Estado o dependencias de gobierno (Secretaría de Economía, Secretaría de Marina, Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, entre otras) consultan el estado que guardan las operaciones de comercio exterior realizadas dentro del proceso del despacho aduanero, dijo.

En caso de que la importación de su vehículo aparezca ahí con alguna irregularidad en el trámite, el propietario de la unidad motriz puede solicitar al SAT una “corrección” en donde se le indiquen los pasos a seguir para dejar en la total legalidad la importación.

Galván Almendárez, dijo que esta campaña de decomiso de vehículos americanos irregulares, es efecto de la cantidad de irregularidades con que se manejaron las importaciones bajo los amparos federales, los que finalmente desaparecieron.

“Incluso hubo una advertencia de la autoridad fiscal en su momento, donde advertía que en el momento de detectarse una irregularidad en la importación de un vehículo el conductor se convertía en automático en infractor de la ley”. dijo.