Una escuela preescolar y otra de impartición primaria de tipo privado, causaron baja temporal de sus actividades ante la crisis de la pandemia.
Y ahora cierre de escuelas privadas a falta de alumnos

 

Por Javier Claudio

 

            Los efectos económicos ocasionados por la pandemia que suma ya diez meses, comenzaron a registrar estragos en las escuelas privadas, al propiciar el cierre por el retiro de alumnos, ahora dados de alta en la educación pública.

            El profesor Aurelio Uvalle Gallardo, titular del Centro Regional de Desarrollo Educativo (Crede), asintió en los efectos ocasionados a la educación privada, ante el retiro de alumnos y cuyos padres han decidido optar por la enseñanza pública.

            Señaló que hasta el momento se tiene reportada la baja temporal de dos escuelas, una es preescolar y la otra primaria, al decidir sus directivos este retiro por el momento, con la opción de reactivar posteriormente.

            “Hasta el momento son 700 alumnos los que han causado baja en escuelas privadas para pasar a las de tipo públicas, lo que de manera indudable les ha causado efectos económicos”, comentó.

            Señaló que según argumentos de los padres de familia acerca de la baja de sus hijos de escuelas privadas, la enseñanza virtual sería muy parecida a la de tipo privado, y la decisión de cambio les generaría un ahorro.

            Hizo saber que las dos escuelas que han causado “baja temporal”, durante los diez meses de pandemia sostuvieron los pagos de sus maestros, así también los servicios del inmueble y el retiro de alumnos causaría merma en los ingresos.

            Uvalle Gallardo, consideró que la baja temporal de estas dos escuelas privadas, apenas reflejaría los estragos económicos que ha ocasionado la pandemia por el coronavirus y se espera continúen las demás trabajando mediante el sistema virtual.