Electrifica Gobierno de Altamira colonia Monte de los Olivos

*Supervisa presidenta Alma Laura Amparán avance de la obra de construcción de red de distribución eléctrica, dando así respuesta a una petición de años por las familias residentes para contar con este servicio

 

Con una inversión superior a los 9 millones de pesos, el Gobierno Municipal de Altamira, que preside la alcaldesa Alma Laura Amparán Cruz, está realizando la construcción de la red de distribución eléctrica en la colonia Monte de los Olivos, zona Monte Alto, obra anhelada desde hace mucho tiempo por los residentes de ese sector y que beneficiará a unas mil 200 familias.

La infraestructura eléctrica es en media tensión y abarca hasta la instalación de 87 postes y 27 transformadores, garantizando así la electrificación al cien por ciento del lugar y el mejoramiento del nivel de vida de los vecinos.

La alcaldesa Alma Laura Amparán Cruz acudió a la colonia Monte de los Olivos, de la zona Monte Alto, para supervisar el avance de obra referente a la construcción de la red de distribución eléctrica en ese lugar.

Estuvo acompañada del director de Obras Públicas, Fernando Gutiérrez García, sosteniendo ambos un diálogo con los vecinos a quienes se les explicó los pormenores de los trabajos que se vienen realizando, agradeciendo las familias del sector las gestiones efectuadas por la jefa edilicia para electrificar esta colonia, una petición que habían hecho desde hace varios años y que hoy ya tuvo respuesta.

A través de ese sistema, se suministrará el servicio de energía eléctrica desde la subestación de distribución hasta los usuarios finales que cuenten con su respectivo medidor.

Con recursos aportados por el Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social (FAIS) por el orden de los 9 millones 034 mil 477.21 pesos, se lleva a cabo esta importante obra que se estima quede concluida el próximo mes de septiembre.

Con ese tipo de acciones, el Gobierno Municipal de Altamira, que preside la alcaldesa Alma Laura Amparán Cruz, trabaja todos los días para propiciar mejores condiciones de vida a un mayor número de familias altamirenses, haciendo de Altamira una ciudad de orgullo tamaulipeco.