Autoridades detuvieron al menos a cuatro sospechosos más por el asesinato del presidente de Haití, Jovenel Moïse, con lo que suman seis aprehendidos y cuatro abatidos.

A más de 24 años del crimen que podría sumir a la nación en una crisis, el diario The Washington Postindicó que al menos uno de los aprehendidos es de origen estadounidense con ascendencia haitiana y fue identificado como James Solages, información que fue relevada al diario por el ministro de Elecciones y Relaciones Interpartidos de Haití, Mathias Pierre.

Sin embargo, hasta el momento no se ha confirmado cuántas personas más estarían relacionadas con el magnicidio de ayer, en el que resultó herida la primera dama, Martine Moïse.

Previamente, la enviada de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en Haití, Helen La Lime, informó que entre dos y tres sospechosos fueron rodeados por autoridades en un edificio en Puerto Príncipe, pero se desconoce si éstos forman parte del grupo de arrestados o podría ampliarse la lista de implicados en los hechos que fueron condenados a nivel mundial.

Además, presuntamente en dos de las aprehensiones participaron ciudadanos, pues ya circulan videos del momento en que dos sujetos son trasladados por decenas de personas en la región.