«EN LA CONSULTA CIUDADANA, AUTÓCRACIA SIN FRENO»

Hablar de Autocracia, es definir a un tipo de régimen político en el que «una sola persona gobierna sin someterse a ningún tipo de limitación y con la facultad de promulgar y modificar leyes a su voluntad».

Viene al caso ante la actual postura política del gobierno de México, donde el presidente de tres años a la fecha, considerando desde que fue reconocido su triunfo político del pasado 6 de Julio del 2018, viene atribuyéndose desiciones de los tres órdenes de gobierno, ante la clara muestra de control tanto del propio poder ejecutivo, como del legislativo y recientemente, del mismo poder judicial.

Este jueves, no fue la excepción, considerando que como es su costumbre, violó las reglas del justo proceso y de la veda electoral ante la mal llamada «consulta para ejercer el juicio político a los últimos seis ex presidentes de la República».

Lo anterior, considerando que dicha consulta encabezada por el Instituto Nacional Electoral (INE) no está dedicada a enjuiciar directamente a los señalados, recordando que el propio poder judicial reconsideró la pregunta única que será respondida por todas y todos los mexicanos con credencial de elector señalando lo siguiente:

«El próximo 1 de agosto del 2021, en México se llevará a cabo por primera vez la Consulta Popular, que tiene como fin tomar la opinión de la ciudadanía y hacerlos parte de algunas decisiones políticas; la Consulta Popular es un mecanismo directo de participación en el que la ciudadanía aprueba o rechaza una o varias propuestas planteadas con anterioridad sobre temas de interés público».

En ningún caso, la pregunta que redactó la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) no hace mención de ningún cargo específico.

De hecho, la pregunta que tendrán que responder las personas que decidan ser partícipes de la Consulta Popular es la siguiente:

¿Estás de acuerdo o no en que se lleven a cabo las acciones pertinentes con apego al marco constitucional y legal, para emprender un proceso de esclarecimiento de las decisiones políticas tomadas en los años pasados por los actores políticos, encaminado a garantizar la justicia y los derechos de las posibles víctimas?.

La papeleta contendrá una breve descripción del tema, la pregunta aprobada en la convocatoria emitida por el Congreso de la Unión, cuadros para votar «Sí» o «No», la entidad, distrito y municipio o alcaldía donde se emite el voto, así como las firmas del Presidente del Consejo General del INE y de su Secretario Ejecutivo.

Una de las principales reglas de dicha consulta, como en cualquier elección política que dirige el INE, es respetar la llamada veda electoral, que responsabiliza principalmente a los servidores públicos y dirigentes de los partidos políticos, en este caso, al propio presidente de la república.

Sun embargo, el presidente Andrés Manuel López Obrador en varias ocasiones, a venido llamando a la ciudadanía a participar en la consulta popular del próximo 1 de agosto para decidir si se enjuicia a los últimos cinco exmandatarios de México por casos de corrupción, contraviniendo al propio INE, autoridad con facultad para promocionar el ejercicio en medios electrónicos.

De hecho, al inicio de su conferencia mañanera de este jueves en Palacio Nacional López Obrador dijo que no hablaría del tema porque lo podía “cepillar” el Tribunal Electoral, el Presidente se refirió a la primera consulta ciudadanos en un par de ocasiones.

¿Mantiene su decisión de no participar en la consulta, Presidente?, se le preguntó.

-Sí, sí, no voy a participar. Aunque parezca contradictorio, sí considero que los ciudadanos todos deben de participar, desde luego es voluntario, pero ya sea favor o en contra hay que participar, hay que ejercer a plenitud nuestros derechos”, respondió.

El cuestionarlo sobre si es suficiente la promoción que realiza el INE sobre este mecanismo de participación ciudadana, López Obrador respondió:

“Es el mundo al revés o así sucedía, de que en el discurso se hablaba de democracia, pero en los hechos no se quiere la democracia, entonces necesitamos seguir impulsando que la gente participe y hay que pensarlo bien y abrir espacios de participación ciudadana”.

Asimismo, pidió revisar los discursos de los que se llaman “demócratas” de hace 20 años, donde hablaban de la democracia participativa, del plebiscito, del referéndum, pero era pura demagogia…

Fuente: extractos de la mañanera del jueves 22 de julio 2021.

Estas acciones, muestran posturas de falta de contrapesos, de no respeto a las instituciones. Es importante al ejercer el poder, gobernar para todos, sin distinción de colores, dejar las siglas partidistas y dejar correr la democracia y las instituciones hagan su papel para el que fueron diseñados.

El Estado mexicano está necesitado de ese ejemplo. La regla de enjuiciar a ex mandatarios, si fuera ese el caso, se podría ejercer sin necesidad de dicha consulta ciudadana. Esta dicho que «La Justicia no se Consulta, se Ejecuta».

No olvidemos incluso, que el pasado 1 de octubre la Suprema Corte resolvió, en forma unánime, que la justicia no se consulta.
Aunque con distintos enfoques y por distintos caminos, las ministras y ministros coincidieron en que, conforme a su orden constitucional, la investigación, persecución y sanción de los delitos no puede estar sujeta a los resultados de una consulta popular; se trata de funciones que se ejercen mediante facultades obligatorias o regladas, que no dependen de la opinión de las mayorías…